Dienstag, 8. April 2008

Sobre bitácoras...

Retomando el hilo de la magnífica discusión planteada por Nán en sus Ángeles...

¿Acaso son las bitácoras hoy el zapping de la lectura del mañana? ¿Lograrán reemplazar a los periódicos?
¿Somos los lectores y usuarios de blogs una especie veleidosa en nuestros hábitos de lectura?

(Yo me guardo de momento mi opinión)...

Kommentare:

m.eugènia creus-piqué hat gesagt…

Mira Mega no creo que logren reemplazar a los periódicos, pero sí te diré que leo más Posts que leo diarios, por la mañana cuando desayuno no puede faltsr el periódico pero seguidamente empiezo con todos mis blogs amics, coneguts i saludats y me los trago todos incluyendo comentarios, me encanta hacerlo y me encanta participar en ellos.

carmen moreno hat gesagt…

Creo que estamos en una sociedad más de imágenes que de palabras, lo cual tampoco me parece malo. Lo que aportan los blogs es algo que jamás tendrán los periódicos: la interactividad. Tuve un profesor de historia que siempre nos decía: "no os fiéis de lo que os dicen los libros de texto, buscad vuestra verdad. Si el libro de historia que leéis es de alguien de derechas, los rojos comían niños; si lo ha escrito alguien de izquierdas, los fachas comían niños." No creo que reemplacen a los periódicos, pero ya hay una preocupación en los directivos de televisión porque la gente joven no parece mostrar demasiado interés por ese medio, sino que está más volcado en internet y las videoconsolas.

Por cierto, un gustazo recalar por aquí.

francis black hat gesagt…

a los periodicos creo que si , yo ya me leo mi periodico personal , los deportes de tal , cultura en otro , algun columnista , es decir mi periodico es la suma de blogs y diarios . Ahora , los libros ya es algo más serio

Câmera Digital hat gesagt…

Hello. This post is likeable, and your blog is very interesting, congratulations :-). I will add in my blogroll =). If possible gives a last there on my blog, it is about the Câmera Digital, I hope you enjoy. The address is http://camera-fotografica-digital.blogspot.com. A hug.

Mega hat gesagt…

Maria Eugènia, yo tampoco creo que los blogs, ni siquiera los más políticos, consigan reemplazar a los periódicos como medios de información (a pesar, incluso, de que haya cada vez más gente que los lea en la pantalla).
De hecho tampoco el zapping que practicamos con las bitácoras es algo nuevo...
Por cierto, me encanta eso de "amics, coneguts i saludats". ¿Procede de Josep Pla, verdad?

Carmen, a mí también me tiene enganchada esa interactividad tan fabulosa que aportan las bitácoras. Y desde luego comparto contigo la creencia de que el medio verdaderamente amenazado es la televisión.
Un abrazo

Francis, sospecho que esa costumbre tuya de "montarte tu propio diario" picoteando de aquí y de allá, como si se tratara de un periódico a la carta, es el futuro (en realidad, nuestro presente, jaja). Un saludo y gracias a todos por vuestros comentarios.

saiz hat gesagt…

En cuanto a los periódicos, no es sólo que internet es más cómodo, ágil y barato. Es que los periódicos tradicionales están perdiendo interés por su partidismo ideológico. Creo que algunas de las personas que escribís aquí vivís en Alemania. No sé si allí se producirá el mismo fenómeno, pero en España hemos llegado a una situación tristísima, y es que según el periódico que compres se sabe la ideología que profesas y el partido político al que votas. Por ejemplo, las personas de izquierdas leen El País; las de derechas leen El Mundo o ABC. Las portadas y titulares de estos periódicos son sectarios. La información está mezclada con la opinión. Hasta los chistes están siempre en función de la tendencia ideológica del periódico.

Y, como somos muchas las personas a quienes no nos gusta que nos manipulen, pues buscamos la información más objetiva y plural que proporciona internet. Por eso hemos dicho adiós a la prensa tradicional.

En cuanto a los libros, no creo que internet pueda acabar con ellos. Son un producto distinto. Internet está para lo breve, ágil y escueto... Los libros están para lo que exige más tiempo, más poso o más reflexión.

Así que seguirá habiendo libros, aunque puede que en soporte informático (en vez de hojas de papel, una pantalla con forma y tamaño de cuartilla), que permitirá el suministro "a demanda" y favorecerá su almacenamiento, su adaptación del tipo de letra según las necesidades visuales del lector, etc.

Esto es lo que yo creo.

Mega hat gesagt…

Tienes razón, Saiz, en esto de que los periódicos apoyen sin concesiones a los poderes políticos, sacrificando, como resultado, su independencia y credibilidad.

También estoy contigo en que los blogs, y el uso de Internet en general, beneficie principalmente a la narrativa breve, la poesía y el articulismo.

En cuanto al libro en soporte informático, no lo veo tan claro, fíjate. Debido a mi trabajo, me paso el santo día leyendo en la pantalla del ordenador, así que no te sorprenderá si te digo que al llegar la noche, necesito descansar la vista con una lectura tradicional, en formato libro, vamos.

Un abrazo, Isidro

NáN hat gesagt…

Y sin embargo, periódicos aparte (desde la izquierda leemos "Público", Saiz, aunque no se puede abandonar EL País), como yo lo planteaba, por boca de Roth, que no es mala boca, es que las "herramientas" crean habilidades en los usuarios, destruyendo otras.

¿No es posible que al habituarnos a ir de aquí para allá vayamos perdiendo la capacidad de sentarnos en un sillón durante dos horas con un libro?

Y si a nosotros ya no nos pasa, tercos como mulas, ¿no les puede pasar a los que vienen justo detrás?

Esa era la cuestión. No el asunto moral de si eso es bueno o no es bueno. La lectura del libro, en silencio y concentración, que siempre fue minoritaria, había experimentado un crecimiento masivo. Quizá le ha llegado el momento de retroceder. ¿?

Mega hat gesagt…

Tiempo al tiempo, Nán; ya se verá. Lo que sí puedo decirte es que, hoy en día, resulta fundamental el lugar en que vives. Quiero decir que no es lo mismo vivir en Barcelona, donde no sé por qué tan difícil resulta concentrarse (y centrarse), a hacerlo por ejemplo en una ciudad más tranquila (si es que todavía quedan algunas), o incluso en algún pueblecito...

En mi caso particular, he descubierto nada menos que Berlín (¿mi patria verdadera?) resulta ideal para trabajar y leer y pasear y salir y todo lo que se te ocurra. En fi, que es LA ciudad por excelencia. No consigo entenderlo pero es así.

Un abrazo, Nán (y que sepas que coincido contigo en que los usos determinan las costumbres).


Mi primer premio... ¡Qué ilusión!